Crecimiento personal

No es necesario constatar una debilidad o un problema para tratar de mejorar en algún aspecto de nuestra vida. En muchas ocasiones tenemos “troyanos” ocultos que ponen trabas a nuestro desarrollo o nos impiden ver excelentes cualidades a la espera de aflorar, nuevas salidas inesperadas o simplemente impulsarnos hacia lo que realmente queremos.

la puerta